PATRONO DE LOS PADRES


Cómo hacer que el matrimonio funcione

por El Arzobispo Donald Wuerl

El Capítulo 4 señala que “Expresión cotidiana de este amor en la vida de la Familia de Nazaret es el trabajo ” (22).

Algo tan maravilloso como un matrimonio exitoso y tan hermoso como una familia que funciona no sucede por sí solo. Una madre, un padre, y los hijos deben trabajar para hacer que la familia sea un éxito. Este esfuerzo es una expresión de amor.

Después de una Misa anual para quienes celebran sus bodas de oro, a veces les pregunto a las personas cuál es el secreto de su éxito. A menudo la respuesta es “Trabajamos para ello todos los días".

La imagen de San José como esposo de María y padre sustituto de Jesús incluye la imagen de un hombre amable, cariñoso, lo suficientemente sabio para enseñar a un niño y lo suficientemente afectuoso para estar presente en los momentos importantes, para enseñar con el ejemplo todos los días.

San José es claramente un modelo para los padres y un modelo para nuestros días. El niño Jesús tuvo lo que llamaríamos hoy un “modelo de conducta” en su vida.

El Catecismo de la Iglesia Católica nos recuerda que “Los padres son los primeros responsables de la educación de sus hijos” (2223). El hogar debe ser un centro de educación en las virtudes. También debe ser lo que se denomina la “iglesia doméstica”. Una familia cristiana constituye una manifestación y realización específicas de la comunidad eclesiástica. Es un signo y una imagen del Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, al igual que la Iglesia misma y cada creyente deben ser una manifestación del amor de Dios en nuestro interior y en el mundo a nuestro alrededor.

El Arzobispo Donald Wuerl de Washington, D.C., ha escrito numerosos libros sobre la fe católica. Este artículo es un fragmento del ejemplar de junio de 2002 de Columbia, la revista mensual de los Caballeros de Colón.